Creen que avanzar con la reelección puede tener efecto negativo en inversiones | Diariode3

Social Media

FacebookTwitterRSSYoutube

Creen que avanzar con la reelección puede tener efecto negativo en inversiones

Analistas creen que avanzar con la reforma constitucional podría tener consecuencias negativas para las inversiones en el país, sobre todo, después de la llamada telefónica que hizo el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, al presidente Danilo Medina en el que lo llamó a preservar la institucionalidad y el Estado de Derecho.

El experto en relaciones internacionales, Giovanni Báez, asegura que la posible reforma constitucional —que abriría la posibilidad a Medina a un tercer mandato consecutivo— tan cerca de las elecciones se suma a la pugna interna en el Partido de la Liberación Dominicana (PLD), lo que ha generado atención no solo en el país, sino también entre los inversionistas extranjeros. “El desenlace de estas coyunturas enfocará la atención al proceso electoral y, por consecuencia, mantendrá en bajo perfil a las potenciales inversiones extranjeras hasta finalizar el proceso electoral”, señaló Báez.

Y el economista Henri Hebrard va más allá: si bien reconoce que la decisión solo corresponde a República Dominicana, considera que seguir adelante con la reforma podría llevar a que Estados Unidos incluyera al país en el listado de naciones problemáticas para los inversionistas, “y eso, eventualmente, puede afectar nuevas inversiones. Hay que verlo con detenimiento”, dijo.

Hebrard considera que la llamada de Pompeo a Medina fue muy fuerte y confirma la preocupación que tiene ese país ante un clima político que no está transmitiendo la suficiente tranquilidad para invertir. “Quizás algunos se sorprendieron (por llamada), pero no deberían. Para República Dominicana la economía de Estados Unidos es demasiado importante, y Estados Unidos sabe la importancia que tiene para la economía local en sectores como las zonas francas, el turismo y las remesas.

Estados Unidos es el país que inyecta mayor inversión extranjera directa al país. De acuerdo a los datos que maneja el Banco Central de la República Dominicana, el monto acumulado en poco más de nueve años ha sido de US$4,917 millones de dólares, capitales que se han concentrado en varias actividades, como las zonas francas, y más recientemente en el turismo.

Por su lado, desde la nación estadounidense llega casi 80 % de las remesas que envían los dominicanos residentes en ese país, lo que en monto equivale a unos US$1,792.3 millones de los US$2,280 millones que se recibieron como remesas familiares entre enero y abril de este año.

En materia comercial, Estados Unidos forma parte junto a República Dominicana, Nicaragua, Costa Rica, El Salvador, Guatemala y Honduras del DR-Cafta, de un acuerdo comercial del que extraoficialmente se ha dicho desde hace meses que Washington quiere hacerle cambios, pero de lo que todavía no hay nada concreto. El país envía más de US$4,500 millones de dólares anuales, de acuerdo a los datos de Trade Map, monto que es más de la mitad de lo que República Dominicana exporta a todo el mundo.
Las luces rojas en el clima de inversiones

La semana pasada el Departamento de Estado de Estados Unidos publicó una actualización sobre la situación del clima de inversiones de cada país. No menciona los hechos recientes generados por la posibilidad de la reforma constitucional, pero sí habla de otros problemas de falta de institucionalidad que generan preocupación entre los inversionistas.

En tal sentido, el reporte reseñó los problemas de corrupción y la lenta respuesta institucional a los escándalos como una contribución a la percepción de impunidad para los funcionarios que son corruptos. “El clima de inversiones en los próximos años dependerá sobre todo sobre cómo el gobierno muestre su voluntad para implementar las reformas necesarias para promover la competitividad y la transparencia”, indica el comunicado.

Agrega que varias firmas e inversionistas estadounidenses han expresado preocupación de que “la corrupción en el gobierno, incluyendo al poder judicial, continúe restringiendo inversiones exitosas en la República Dominicana”.


Comentarios